Detección de la pérdida

Grados de pérdida

Detección de la pérdida Grados de pérdida

Grados de pérdida

Hay diferentes niveles de pérdida auditiva: leve, moderada, severa o profunda.

  • Se considera que existe una pérdida auditiva leve cuando no se registran los sonidos hasta que no alcanzan los 20 ó 40 decibelios.
    Los niños que tienen una pérdida auditiva leve suelen mostrar problemas para mantener la atención y un retraso leve en el lenguaje
  • Es pérdida auditiva moderada cuando no se advierten hasta que registran los 40 ó 60 decibelios.
    Los que presentan una pérdida moderada tienen algunos problemas de aprendizaje, de atención y de lenguaje.
  • Estamos ante casos de pérdida auditiva severa cuando no se detectan los sonidos hasta que alcanzan entre 60 y 85 decibelios.
    Si hay pérdida severa hay problemas serios de lenguaje pues no discriminan las palabras, de hecho, para ellos el sonido son apenas vibraciones sin mucho sentido.
  • Y es pérdida auditiva profunda cuando no se perciben los sonidos que llegan a 85 decibelios en adelante.
    Ante una pérdida profunda no se puede desarrollar el lenguaje sin ayuda.

Especialistas en el desarrollo infantil. Siempre al lado de los niños con pérdida auditiva y sus familias.

Para el cuidado auditivo en adultos

Nuestros audífonos

Comunidad de salud auditiva

Programa de patrocinio deportivo

Para profesionales médicos