Prevención

Conducta auditiva normal

Prevención Conducta auditiva normal

Conducta auditiva normal

Es de suma importancia saber que el desarrollo de cada niño evoluciona a un ritmo diferente. Por ello será muy útil conocer cuál es el comportamiento más habitual en un niño según su edad.

Un bebé entre los 3 y los 6 meses de edad ya se despierta o se tranquiliza cuando oye las voces de sus padres. Cuando oye ruidos también suele girar la cabeza hacia ellos.

Entre los 7 y los 10 meses los bebés giran la cabeza y los hombros cuando oyen sonidos familiares aunque estos sonidos no sean fuertes.

Las primeras señales de comprensión de algunas palabras llegan entre los 11 y los 15 meses de edad. Es entonces cuando señalan o miran algunos objetos cotidianos y responden con balbuceos cuando nos dirigimos a ellos.

En torno al año y medio, (a los dieciocho meses), ya usan algunas palabras aunque no las pronuncien con toda claridad; y a los dos años utilizan correctamente palabras que oyen en casa además de entender órdenes que no vayan acompañadas de gestos.

A los 2 años y medio pueden cantar algunos fragmentos de canciones que les sean conocidas y reaccionan a sonidos que les llaman la atención y les provocan que vayan corriendo a mirar de dónde vienen.

Pueden empezar a crear frases completas a los 3 años de edad como “yo ya soy grande” o “vamos a casa a jugar con papá”. También son capaces de indicar con bastante precisión y localizar el origen de un ruido

Cumplidos los 4 años su aprendizaje del lenguaje y el desarrollo de sus habilidades comunicativas permitirán al niño hilvanar y ofrecer pequeños relatos de acontecimientos que ha vivido recientemente, por ejemplo, lo que ha hecho en el colegio durante el día.

A los 5 años su lenguaje ya debería ser totalmente inteligible aunque no pronuncie con claridad algunos sonidos. A esta edad ya saben usar correctamente los pronombres y pueden mantener una conversación.

Si no se cumplen estos hechos en tu hijo o hija, te sugerimos que pidas cita con el pediatra o incluso con el especialista otorrino para que estudien el caso específico de tu hijo.

 

Para el cuidado auditivo en adultos

Nuestros audífonos

Comunidad de salud auditiva

Para profesionales médicos

El corazón de GAES